viernes, 18 de enero de 2008

La escasez de medicamentos: historias con el Euthyrox

Otra de las cosas que como dije por ahì, se cuenta y no se cree.

A ver por dònde comienzo a contarles. Bueno. El medicamento del tìtulo, es una pastillita bien chiquitita, que si se le cae la pierde. Esa chiquilla sirve para mantenerle la tiroides a uno funcionando decentemente, sobre todo si ocurre que, como la mìa, se estropeò por el exceso de estrès.

Yo me vengo tomando una dosis de 50 mcg. desde harà casi dos años, cuando andaba con una apatìa y un cansancio permanente que yo atribuìa a la neurosis mìa de ser màs noctàmbula que diurna (siempre he dicho, y de hecho es asì, que funciono mejor despuès de que el sol cae un tanto. Puedo haber estado bostezando todo el dìa, y me pasa mucho cuando viajo y me echo unas amanecidas madres para llegar a Maiquetía. Pero cae el sol, se supone que deberìa estar màs que destruida llegando a mi casa o a un hotel, y de pronto mi cerebro pide hacer algo hasta al menos la una de la madrugada) pero no, saliò hacer un antipàtico examen de sangre (de esos que odio, no por que duelan o sea algo particular, sino porque la mayorìa de las enfermeras son especialista en nunca encontrar la damint vena, con lo que suelen dejar de recuerdo unos horrorosos moretones) y resultò que era que mi tiroides habìa comenzado a pedir jubilaciòn. Y eso explicaba una serie de desarreglos.

En fin. El Euthyrox es una cajita de la Merck, que apenas costarà unos tres mil quinientos bolìvares de los que tenìamos hasta Diciembre, que en su versiòn de 50 Mcg tiene cincuenta pastillitas y que solìa durarme que jode. Hasta que de pronto se contagiò del mal que padecen ùltimamente como la mitad de las vainas del supermercado y las tres cuartas partes de las vainas en la farmacia (que casi es ya perfumerìa màs que farmacia. Es màs fàcil conseguir un jabòn que un medicamento hasta que escasee el jabón): desapareciò en acciòn.

O sea, comenzò la escasez. De pronto una mariquera que no pasa de los 5 bolos fuertes, lo puso a uno a recorrer farmacias en busca de la cajita de marras. La ùltima que me tomè de la denominaciòn que me recetaron a mì la conseguí en una farmacia cerca de mi casa como a principios de Noviembre y eso por preguntarlo en el mismo tono que uno usa cuando va al mercado y ve si hay leche, harina o cualquiera de las vainas que hace semanas no hay: tonito ladillado de "pregunto a ver si es que hay de vaina" Pues ese dìa habìa.

Ultimamente es un NO HAY rotundo. En Diciembre pateando farmacias en la zona de los Ruices conseguì par de cajas de 25 mcg y me las ando tomando de a dos. Ni modo. Y despuès conseguì una caja màs de 25 pateando farmacias por Sabana Grande, y la conseguì de pura vaina. La ùltima caja de ese local.

Hasta esta mañana el asunto se me hacìa uno màs en la lista de vainas que desaparecieron asì no màs por que sì. Uno se medio resigna a bajar los escasos dos kilos que debo haber subido en Navidad a costa del paseìto inter farmacias. (la vaina no estaba para andar tragando tanto en Navidad) Pero esta mañana, recorriendo Noticiero Digital, me consigo con un aviso de Servicio público solicitando un medicamento. Y sorpresa, era el MISMO que yo tomo. Con lo que descubrì varias cosas:

1. Que en este paìs hay un gentìo que padece lo mismo que yo y que anda en las mismas. Porque la tiroides no es que se pone en huelga y regresa a laburar. Estropeada està y estropeada sigue.
2. que es apenas uno de la cantidad industrial de medicamentos que no hay ni en Pekìn porque en el post aparecieron otros medicamentos, algunos de ellos de los que toman los viejos en mi casa y que por supuesto, tampoco se consiguen ni por casualidad.
3. Donde coño està CADIVI? Cuàl es la prioridad de los medicamentos que supuestamente existe? O es que la tesis del carajo ese del Indecu, cuyo nombre en este momento no recuerdo ni a tiros, es cierta y la gente se dio sobredosis de medicamentos por hiperconsumo (no, no puedo bromear. A este tipo lo ùnico que quiero es darle una patada donde la espalda pierde el nombre)

Y eso con algo que bueno, si se deja de tomar un par de pastillas tampoco es que se siente mal, al menos si se toma MI dosis. No tengo idea de què pasa con el que se tiene que tragar 200 mcg. Yo de mèdico no tengo nada. Pero y el que toma cosas para la tensiòn? O la diabetes? de ninguno de los dos hay ni para un remedio.

En fin. Què vaina tan arrecha. En un paìs que, dicho por los chavistas (aunque no crea un cipote en sus cifras) tiene los recursos que jode, donde supuestamente los medicamentos y los alimentos tienen prioridad en los dòlares preferenciales, y para eso le quitaron el cupo a la gente: para que hubiera medicamentos y alimentos...y estemos con esta pena? Pero claro, es màs fàcil...

1. Dedicarse a pasar notas van y notas vienen con Colombia, buscando camorra con quien no necesitan en aras de "la paz"
2. Sacando por enèsima vez los cuentos de la cripta...digo: los cuentos de siempre: La especulaciòn, el acaparamiento, el capitalismo, el imperialismo y todos los ismos posibles que quepan en 2 horas del Alò Presidente;
3: La culpa es de Globovisiòn. Always (no sè, no son laboratorio ni farmacia, pero son los culpables de toda vaina en este paìs)
4. Se inventa un cuento de hiper consumo. Como que si los laboratorios no se han ido TODA LA VIDA desde que recuerdo, de vacaciones colectivas en Diciembre.

Y nosotros seguimos pateando calles llenas de huecos y gastando zapatos, gasolina y cauchos de carro buscando una cajita de cincuenta mini pastillas de un medicamento que no pasa de los 5 BsF. O sea.

Pd. Esto he podido contàrselo del Glucofage o del Xenical. O de cualquier otro medicamento. Es la misma vaina y las mismas excusas.

Saludos,






Reacciones:

3 comentarios :

  1. Otras respuestas estúpidas: que la escasez es mundial, que se vendieron no sé cuántos miles de carros el año pasado, que la economía está boyante, que el PIB creció, que si patatín que si patatán.

    De hecho ayer leía un post de un chavista recalcitrante donde justificaba este gigantesco fracaso basándose en las cifras macroeconómicas. Es más triste de lo que parece porque esa era la excusa de CAP II también: la macroeconomía parece que iba muy bien pero la calidad de vida de las personas no subía nada.

    Parece que estuviéramos en una guerra.

    ResponderEliminar
  2. Tal cual. Cuando uno ya anda pensando en pedirle a cualquiera que ande en el exterior que te traiga cosas que se supone deberìan estar acà....ay, Dios.

    Saludos,

    ResponderEliminar
  3. AMIGA NO HE LEIDO UNA COSA MAS ACERTADA EN MUCHO TIEMPO , LO MAS FUERTE ES QUE USTED ESCRIBIO ESTO EN ENERO DE 2008 Y HOY MAS DE UN AÑO DESPUES SEGUIMOS EN LO MISMO NOSOTRAS PERSIGUIENDO LAS PASTILLAS DE Euthyrox Y TANTAS COSAS MAS .... QUE SIGUEN FALTANDO Y SI ESCUCHAS LAS NOTICIAS LOS MISMOS ANIMALES DECLARAN QUE EN ESTE PAIS NO PASA NADA VALE!

    ResponderEliminar

Me encantaría conocer tu opiniòn. Eso sì: para que podamos charlar, trata de que tu comentario estè relacionado con la entrada. Por favor. Gracias adelantadas!