domingo, 9 de marzo de 2008

Bitácoras de viaje, parte 2: Los retrasos Patológicos de Aserca....

Por fin. No sé si alguno de los colegas que suele viajar con frecuencia en avión al interior del país habrá pasado lo mismo. Pero con lo riesgosa que se ha vuelto la aviaciòn ùltimamente en este paìs, uno como que agradece llegar a casa aunque, como se està convirtiendo en mala costumbre, los vuelos salgan tarde.

Yo no sè un congo de aviones. Por ahì hay uno o dos blogs que sì tienen expertos en aviaciòn. No tengo idea de què exactamente es lo que està generando el problema Aeronáutico en Venezuela: los dòlares que Cadivi no da, las lìneas aèreas tratando de ahorrarse unos reales, o simplemente que los aviones son viejos y estàn sacàndoles rosca de màs. Lo que sea, en estos ùltimos tiempos los retrasos patològicos de las lìneas aèreas venezolanas son casi que habituales. Lo raro, lo anormal....es que salgan a tiempo.

Y nadie responde. Ni el INAC, ni las lìneas aèreas, ni los responsables de nada. Nadie le paga a uno las horas hombre perdidas, los taxis perdidos, las sacadas de real y gastos corriendo por no alterar una cita, los dìas de trabajo y las reuniones cortadas o perdidas porque la lìnea aèrea por enèsima vez eligiò retrasarse màs de una hora. Jamàs escuchas una excusa decente. Y lo peor, ni hay alternativas...y menos hay soluciones. Por esa vaina ya ni me enojo. En horas hombre perdidas en aeropuertos tengo dìas enteros ya en mi existencia. Y después de vivir la experiencia de quedarse varado en un aeropuerto por una cancelaciòn de vuelo, uno como que se resigna a esperar.



Y no deberìa. Sì, està bien, uno agradece no morirse como los colegas profesionales, que en paz descansen, que fallecieron en el reciente accidente de Santa Bàrbara o los de Transaven. Pero tampoco es para tanto, como para calarse èsta a cada rato. Por ese lado mi "vecino" tiene toda la razòn: uno se ha terminado resignando, a la manera venezolana, a la irresponsabilidad de las aerolìneas. Yo digo que me niego a arrecharme por preservar mi estòmago libre de la gastritis que no me ha generado el trabajo, pero en serio, cuando uno evalùa el cansancio fìsico y lo que se adapta a esto (Yo lo tengo claro. Salvo que sea algo MUY urgente, no viajo sino jueves o viernes!) se da cuenta, realmente, de lo abusivo que es. Y nadie tiene la culpa. Nadie responde y nadie hace nada. Ni el gobierno, que vive metièndose en la vida ajena, resuelve este asunto. Claro, con una gente que considera los problemas del paìs pequeñeces....no hay mucho que esperar.

Siempre quedè pendiente de contar mi aventura particular con Aeropostìn en Febrero el dìa antes de mi cumple. Ya lo harè, a ver si me dan las ganas de hacerlo ahora màs tarde. Hoy vengo de hace un poco màs de 24 horas con el retraso largo nùmero dos de Aserca que me dejò en Maiquetìa a las once y media de la noche el viernes pasado. Sì, leyò bien. Casi tres horas y tanto de su hora original de llegada que eran las ocho y media de la noche, lo que me habrìa permitido llegar a casa, llevarla con calmita y acabar de enterarme, a horas de gente, de què pasò en la Cumbre de Rìo.

Pero no. Lleguè hiper tarde, cansada, con un agotamiento digno de mejor causa, y obstinada porque no hay nada peor que viajar con alguien que sì està estresado por llegar (Bueno, mi "vecino" se estresa por todo. Lo malo es que cada dìa lo tolero menos (Los estresados, no sòlo a mi vecino)) El asunto se ha terminado convirtiendo en algo impersonal, donde....

1. Las lìneas aèreas cada dìa dan menos explicaciones y menos soluciones. Debo admitir acà que Aserca el viernes se portò un poquitito mejor, pero no mucho mejor. Todavìa quiero saber què es lo que ellos creen que es refrigerio (tomarse una pepsi full hielo no es un refrigerio decente para esperar tres horas. Segùn me. Terminè pagàndome un refrigerio màs comestible con cargo a viàticos de la empresa y no fue whisky porque ya habìa entrado a embarque, porque si no mìnimo era un 18 años. Yo no soy la fans nùmero uno de tomer, pero un whisky en esas circunstancias contribuye a mejorarle el ànimo a una) y el dar un ticket de Bs. 80 dizque fuertes para un pròximo vuelo no le arregla a uno las tres horas de espera. Màs si como era obvio desde temprano ya sabìan que el vuelo, a juro, se iba a retrasar.

2. Nadie nunca es culpable. No es responsabilidad de los que estàn en taquilla, del gerente de la aerolìnea , de la tripulaciòn....entonces de quièn coño es la culpa? Si uno se retrasa un minuto lo dejan botado. Ahora hay un cartel en Barcelona que dice que media hora antes se cierra el vuelo "para mejor servicio". O sea.

3. La incomodidad de los aeropuertos que no sean Maiquetìa. Sì. Han cambiado las sillas (en el aeropuerto de Barcelona, la Chinita sigue con escasez de sillas) y tambièn medio terminaron (POR FIN!) de montar los túneles para accesar a los aviones sin necesidad de tener que correr media pista y subir maletas por las escaleritas ladilla, pues como todo està a la mitad. Asumo que iràn a construir algo para el pobre que no pueda subir escaleras. ASUMO no màs. Y supongo que el pago de comisiones a los constructores no dejò presupuesto para poner escaleras elèctricas para facilitarle la vida al viajero con maletas y tiene que subir y bajar una escalera normal y silvestre arrastrando su trasto.

Igual este aeropuerto no està preparado para esperas. Ni algo que ver, ni un kioskito pasada la zona de embarque para comprar un periòdico o una revistita luego que le avisan a uno, adentro, que ya no hay màs que hacer sino esperar....ni mucho que hacer, porque ver Oasis TV repleto de mala mùsica y discursos repetidos de Rafael Ramìrez (Guàcala!)post zaperoco de la Exxon y Pdvsa y las obras chimbas del gobierno de la Tareka no es precisamente mi idea de entretenimiento para tres horas.

Aparte, està la inexistencia de una triste conexiòn inalàmbrica funcional a Internet que le haga menos ladilla a uno la espera. En el aeropuerto de la Chinita (Maracaibo) si usted se tiene que esperar un vuelo nocturno retrasado...ni un cafè despuès de las siete porque todo cierra. Asì tampoco.

4. Increìble la cantidad de usuarios que desconocen sus derechos y que se la calan. Si uno se pone mìnimamente exigente lo ven a uno con cara de sàdico recièn llegado. Dònde està la famosa cartilla que le dice a uno de sus derechos de compensaciòn y asistencia? y la supervisiòn del INAC?

En fin. A estas alturas de la vida, ya yo me limito a tomar medidas cada vez que viajo:

a. Reducirle el peso a las maletas cuando las cargo. Sip. Yo era de las que solìa llevarme vainas de màs. Bastantes. De esperar y tener que andar con la maleta para arriba y para abajo sin arriesgarme a meterla como equipaje y que no llegue y/o llegue incompleta, pues nada. Lo mìnimo indispensable para sobrevivir y lo menos posible.

b. Cargar algo aùn en viajes de ida por vuelta el mismo dìa. La experiencia con Maracaibo fue atronadora. Ahora me cargarè al menos 1/2 muda de ropa. Por si acaso.

c. Kit de supervivencia para esperas en aeropuertos:

- Ipods. Dos y cuidando que estèn ajustados y recargaditos con todo lo que me guste oìr de acuerdo al humor que cargue.
- Sudoku. No saben lo bueno que es tenerlo, bolìgrafo incluido. Soy rept. coleccionista de lapiceros, pero siempre son ùtiles.
- El libro que estè leyendo. Harry Potter 7 me saliò carìsimo, màs despuès de verlo ultra rebajado en Las Novedades esta semana pero me salvò el viaje fallido de Maracaibo a pesar de lo gordo y el peso. Y para èste cargaba uno de los recièn llegados libros de 24.
- Dinero en efectivo. Nunca viaje sin cèntimos cash. Uno nunca sabe si encontrarà un cajero automàtico.
- Cualquier cosa de papel que permita anotar.
- El celular con cargador incluido. Casi me da un soponcio el dìa en que por flojera lo dejè atràs y casi me quedo sin pila la noche en que màs lo necesitaba. Màs nunca en esta vida! Afortunadamente, todos los aeropuertos tienen un enchufe a la vista donde pararse a recargar el corotito si llamò a demasiada gente para quejarse de la incompetencia aeronàutica.

d. tenga un taxista fijo si lo que està viajando es por trabajo. Lo agradecerà siempre. Nunca he tenido problemas con lìneas piratas ni teniendo que sacar real de màs. Ademàs corre menos riesgo de que lo dejen botado. Si es de lìnea, mejor, por si a las moscas èl no puede le consigue algùn otro amigo que le haga la carrera.

Y la paciencia que jode. Para no gritarle a los tercios de la lìnea aèrea, pasajeros màs histèricos que uno, el colega que siempre està màs atorado que uno, y demàs especìmenes. La salud es importante. Y desgraciadamente, hay que manejar la cabezota frìa. Nada de eso harà volar el aviòn que no llega. Reclame sus derechos, eso sì. Hay una reglamentaciòn que establece sus derechos con las lìneas aèreas. Molèstese en buscarla...y reclame lo que le toca. Es màs, me tomè la molestia de buscàrsela:

Condiciones generales del transporte aèreo

Que es la reglamentaciòn legal venezolana para casos de compensaciòn y asistencia, esa misma que està en los mostradores de las lìneas aèreas y que NUNCA le dan a usted. Pues ya sabe: reclàmela. Serìa bueno que ocurriera, a ver si en verdad las lìneas aèreas acaban de enmendar la plana y Cadivi deja la tacañerìa con los dòlares de todos.

Saludos,



Reacciones:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Me encantaría conocer tu opiniòn. Eso sì: para que podamos charlar, trata de que tu comentario estè relacionado con la entrada. Por favor. Gracias adelantadas!