lunes, 25 de agosto de 2008

De realities y realities.....

No recuerdo si lo he comentado en este blog, pero entre el tipo de vainas que màs me ladillan en la televisiòn (aparte de los infomerciales, pero prometo que escribirè de eso en algùn momento porque la diversiòn de escribirlo superarà mi repugnancia) una de las màs que me fastidia es la profusiòn de los denominados Reality Shows.

Sì. Esos programas, supuestamente basados en la realidad, en los cuales nunca falta un pantallero que eche a perder la diversiòn, (sobre todo si son concursos) o se dedican a alguien cuyas cualidades de estrella son tanto como nulas (ninguna estrella en serio podrìa tener interès en càmaras siguièndolos todos los santos dìas) son una pesadez.

Sin embargo, hay algunos que vale la pena ver o son tan impresionantemente estùpidos que divierten. Les dejo una selecciòn de lo ùltimo que he visto en televisiòn en las noches de zapping (o sea, cuando no hay ninguna de mis series favoritas en antena)

A. Los que sì vale la pena ver:

1. America`s Next top model: El reality show que montò Tyra Banks es una de mis màs recientes adicciones: jamàs cuando lo dan por Sony me lo pelo (de hecho lo estoy siguiendo ahorita)

Lo bueno: Tyra Banks no es la modelo balurda descerebrada montonera, al contrario es bastante inteligente como para no ser pedante, los retos para las concursantes suelen ser interesantes, y el jurado no suele aburrir con vainas que una no entienda por mucho que no sepa nada de modelaje. Se entiende por què las raspan, pues.

Lo malo: Concursantes demasiado pantalleras (La Jade de hace dos temporadas que creìa que era lo plus en modelaje y era màs mediocre que el carajo, la ganadora de la temporada pasada que tenìa de creìda lo que tenìa de modelo, y las de esta temporada que se han dedicado màs al chismorreo y a averiguar si Natasha tiene de verdad marido e hija que a salir decentes en las fotos) no soporto a "Miss J. Alexander" (que màs ridìculo (a) no puede ser) y Tyra tiene momentos en que se pone insufriblemente pedante.

Y lo otro....Que Sony estè atrasado casi tres ciclos (Dos completos màs uno que està al estrenar). Imposible no enterarse de quien ganò mucho antes que termine el programa. De hecho ya me enterè: lo que he estado viendo es por què ganò la que ganò. Para preservarle la curiosidad a algùn lector que estè viendo esta vaina, me trago el nombre de la ganadora.

2. Project Runway: I LOVE IT. Inteligente, con gente inteligente y con una animadora que no necesita hacer alardes de pedanterìa y un montòn de bulla para ser entretenida.

Lo mejor: La animaciòn sobria de Heidi Klum, Tim Gunn es parguìsimo pero sabe de què habla, y la mayorìa de veces suelen invitar a gente que a) es la usuaria de ese tipo de moda y b) no hacen lo posible por comerse vivos a los pobres diseñadores. Es divertido como no le disimulan a veces los tèrminos para definir diseños autènticamente feos.
Y hacer diseños de moda.....es hacer algo. Al menos. Màs entretenido es que ver a cuatro zànganos metidos en "una casa" peleando por cualquier mariquera.

Lo peor: Concursantes pantalleros. Es inevitable, pero acà sobran y màs de uno mantiene el paradigma de que diseñador o es gay o es excèntrico hasta el vòmito. Todavìa aborrezco al Santino de la segunda temporada. Me caìa de un pesado!!!!!!!!!! Y el Christian de esta temporada que estàn dando por People & Arts (una antes de la actual que estàn sacando ya por Bravo en EEUU) va por la misma vìa.

3. The Apprentice. Sì. Donald Trump es estelarmente imbècil, pedantìsimo y fastidioso hasta la mèdula, aparte de apestosamente egocèntrico e insufrible. Pero es uno de los pocos programas cuyos retos tienen, al menos para alguien, alguna utilidad al verlos. Algo le sacas!

Lo mejor: Retos interesantes (o serà que como yo trabajo con el mundo empresarial al menos sè de què coño hablan en la mayorìa de los casos?)

Lo peor: Este show debiò terminar en el mismo momento en que Trump decidiò acapararse todos los años (y peor, ahora se inventò un Celebrity Apprentice, y desde que las concursantes pasan por tercias como una de las Kardashian, Joan y Melissa Rivers y demàs, la palabra estupidez va a ser poca y se me va a quedar corta). Para poder durar tanto con el mismo interès, debieron rotar al jefe. Sin embargo, Trump no soltò el liderato. Todavìa està preguntàndose por què la gente se ladillò del "You`re fired!" Este reality ya debiò haberse terminado.

Lo otro: desde que Omarosa apareciò en el concurso y armò una pila de berrinchitos para llamar la atenciòn, todas las temporadas (al menos las que yo vi) no faltò el payaso que quiso llamar la atenciòn a costa de lo que fuera. Què ridiculez tan inaplicable en cualquier negocio. Sì, los Chàvez pantalleros sobran, pero quien quiere verlos a cada rato? AH! odio a todos los ganadores, (por alguna razòn todos terminan siendo màs pedantes que el carajo, no sè si va dentro de los requerimientos para trabajar con Donald) pero ninguno me ha causado tanta arrechera como el hiper pedante de Bill Rancic. El tipo es una copia bien balurda de Trump.



4. Extreme Makeover: Reconstrucciòn total: Si Chàvez no fuera tan estùpidamente anti imperialista, se habrìa traìdo a la producciòn de este espacio acà y habrìan terminado de una vez con su lìo de vivienda. Esta gente le arma casas en siete dìas, con decoraciòn y todo, a gente que, en teorìa, tiene necesidades.

Lo mejor: Es entretenido sin pretensiones y la gente parece realmente necesitada. Hay casos realmente bonitos. La decoraciòn, salvo detalles especìficos, suele quedar bien sin exageraciones y divierte ver la cara de la gente cuando ven su nuevo hogar.

Lo peor: Lo que me ladilla de todo Reality: la lloradera, la llamadera de atenciòn por que sì, lo escandaloso del animador (al que de paso, aborrezco a morir) y.....en serio lo quieren marear a uno con que esas casas esplendorosas salen en siete dìas?

Otros programas del estilo buenos de ver?

Mi casa, tu casa
(Changing Rooms) que es de la BBC y que acà dan por People & Arts donde dos parejas se intercambian casas y en dos dìas te cambian la decoraciòn de una habitaciòn especìfica que tù quieras redecorar.

No te lo pongas (cualquiera de las dos versiones, britànica y americana, es increìblemente divertido), que consiste en dos tercios que evalùan tu forma de vestir y te dan 5.000 dòlares para que te compres un closet nuevo....pero bajo sus reglas. Es humillante (sobre todo la primera parte) pero aterradoramente divertido y suelen ser cambios bien radicales de apariencia.

Uno que recièn descubrì en Discovery Home & Health cuyo nombre no recuerdo ahora, donde los tipos visten a alguna caraja necesitada de un cambio de look para algùn evento y donde imitan modelos de diseñador pero con sòlo 150 dòlares.

Find & Design
(que dan en A&E y que tambièn trata de decoraciòn, y que es divertido sobre todo por ver regatear, èste tambièn deberìan enviàrselo a alguno de los canales socialistoides por aquello del trueque y el regateo, indispensables en este espacio para que te cambien una habitaciòn de tu casa)

Todos èstos son soportables y hasta entretenidos.

B. Los insufribles, aka placeres culpables cuando no hay un coño que ver:

1. The Simple Life (Fox) Sì. Una de las doscientas millones de razones por las que aborrezco a Paris Hilton es por esta porquerìa televisada que pasa por reality y que sòlo muestra lo insufrible y necia que es esta mujer y su amiguita del alma. Cada vez que lo veo o continùo el zapping o mi buen estòmago recuerda que las ganas de vomitar existen. Tanto real para no tener ni una neurona operativa.

2. Keeping up with the Kardashians (E!): De Kim Kardashian hablè en otro post: otra de esas socialitès inùtiles y boniticas que tienen cuatro reales de màs y terminan siendo toderas: modelitos, dueñas de tiendas, actrices, y por supuesto, tienen un reality para "que veas su vida normal"

Dios me libre de semejante familia. Desgraciadamente, la estupidez de la Kim es de familia. Es increìble como la mamà, las hermanas, las hermanastras, los hermanos / hermanastros, y el papà bolsa son todos igualitos de frìvolos, cabezas huecas y balurdos. Què vaina tan malaaaaaaaaaaaa! Ahì fue que entendì a la caraja. Achita la niña. Con esa familia tan dada al ridìculo (recièn durante este reposo me capturè un capìtulo donde las hermanitas locas le elegìan una cita a otra hermana y la indigestiòn me matò), no podìa salir algo mejorcito. Son demasiado bolsas!

AH! y una de estas tercias (ni me acuerdo cual) va al reality del Trump. SUCKS.

3. Flavor of love, cualquier temporada. Uno de los realities màs balurdos que pasa VH1 (en realidad, no tienen màs que realities para placer culpable no màs, de eso no pasan). The Bachelor (el que acà pasa Warner) es una idiotez hereje, pero al menos una entiende por què las tipas se vuelven unas cuaimas insoportables detràs del carajo: los tipos suelen estar bastante buenotes. Se les puede jugar un quintico.

En Flavor of love se concentran dos cosas incomprensibles. Las carajas màs ordinarias que he visto en la vida, pero ordinarias hasta la exageraciòn, del tipo chismoso/intrigante/peleòn por mariqueras, y que se peleen por el carajo màs espantosamente feo que he visto en la vida. Alguien que me explique què coño es que le ven al tal Flavor Flav (yo lo tengo en frente y a la hora ya le estoy dando matracazos con lo que tenga a mano no màs para no oìrlo hablar) porque juro que ni por billete me apetece hacer algo con este tipo. Què cosa TAN FEA!

Lo malo es que este reality funcionò tan bien en EEUU que no tiene uno, sino dos spinoff. I love New York, que es con la concursante màs carismàtica que tenìa Flavor of love (pero que es tan ordinaria y balurda como las demàs y que te muestra a carajos ordinarìsimos y cabezas huecas como la tipa. O sea) que no veo porque no sè què soporto menos: los tipos cabezas calvas huecas o las uñas kilomètricas de la caraja. Y otro, que hicieron con una selecciòn de las concursantes màs balurdas de las dos primeras temporadas de Flavor of Love que se llamaba algo asì como Las chicas de Flavor en la Charm School, donde pretendìan enseñar a las carajas a tener algunos modales. Bueno. Aquello era apoteòsico de estùpido, esas mujeres necesitaban era un internado de cuatro años para salir ALGO menos balurdas, pero sì, me echè una maratòn de esta idiotez para pasar un fin de semana en que andaba de mal humor. El lunes no quedaron ni rastros de la arrechera que cargaba. Se imaginaràn por què. Sòlo puedo decirles que me reì hasta las làgrimas.

4. Living Lohan: E! Entertaiment se vino a menos desde que los realities y los programas balurdos se apoderaron de su pantalla. Este sòlo se explica de la siguiente manera.

  • Soy la mamà de una caraja famosìsima.
  • Me da envidia la fama de mi hijita.
  • Necesito llamar la atenciòn como mi hijita.
  • tengo otros dos hijos, que tambièn necesitan ser famosos.
  • Me pongo a hacer payasadas y a que mis retoños no famosos hagan payasadas, a ver si gustan y los llaman para hacer cualquier vaina. Què màs da.
Y bàsicamente eso es Living Lohan: la manera que la mamà de la boba de Lindsay Lohan consiguiò para llamar la atenciòn tambièn. Recomendable no verlo con el control en la mano si usted es muy volado porque se queda sin televisor de la arrechera que da ver hablar a la tipa.

5. Rock of Love - Bret Michaels: Este es otro de los realities ociosos de VH1 y bàsicamente trata de que Bret Michaels, vocalista de Poison (sì, esa agrupaciòn que entre otras tiene la canciòn pro despecho màs arrechamente ladilla ever: Every rose has its thorn.) està buscando una novia.

A ver. El tipo està razonablemente interesante y aunque es el clàsico rockero estàndar (Greñudo, peludo en otras àreas aparte de la cabeza, fiestero y rascado) el tipo terminò cayèndome bien. Màs cuando vi a las cuaimas que concursaron (este es el tipo de vainas que hace pensar que EEUU tiene demasiados necesitados de quince minutos de fama) que por el amor de Dios. Ningùn hombre merece tener unas cuaimas asì. Asì seràn de balurdas que ya estàn haciendo el casting para una tercera temporada con el mismo Bret. Hagan esa vaina un poquito màs exigente a ver si es que el tipo termina con una noviecita decente, vale. Este fue otro que me maratoneè y acabè fue llorando de risa un domingo en la tarde.

En fin. Ahì tienen, pues, una selecciòn de realities para matar tiempo. Si se les ocurre algùn otro que me pasè por alto o quieren sugerir alguno para que le de un vistazo (siempre hay chance de hacer zapping) agrèguenlo a los comentarios, por fa. Con gusto le echo un vistazo y lo cuento acà despuès.

Saludos,





Reacciones:

3 comentarios :

  1. Los infomericales jajajaja

    Bueno.. a mi me gusta Americas Next Top Model, el jurado siempre me hace reir y las peleas entre las chicas son un mate de risa también.

    Project Runway siempre lo ponen como lo mejor de los realities y cada vez que lo veo no le encuentro lo especial.

    Toda la franquicia Flavor of Love - I love NY - Rock of Love, etc.. me encanta xD es mi placer culpable. No te voy a mentir, son programas de baja calidad (yo les digo un The Bachelor sin clase y niche xD) pero entretienen bastante y a veces son un mate de risa. El único de esos que no soporto es Flavor Of Love, el tipo me cae malísimo y no se que le ven las chicas..

    The Simple Life me gusta, Paris y la otra son unas estúpidas y eso es lo divertido del reality :)

    ResponderEliminar
  2. Otra cosa que se me pasó! Si no es mucha molestía me podrías decir como hiciste el botón de tu blog para poner en otros lados? :P

    ResponderEliminar
  3. Lo que pasa es que Project Runway tiene un detallito: como mìnimo te tiene que llamar la atenciòn el diseño de modas, si no, no le ves mucha gracia. Pero si quieres una sugerencia, fìjate en los diseñadores. Son un vacilòn.

    Del resto, estamos màs o menos de acuerdo. Placeres culpables, excepto The Simple Life que para mi gusto es insufrible. Es que la arrechera mìa con la Hilton es de hìgado entero.

    Saludos,

    ResponderEliminar

Me encantaría conocer tu opiniòn. Eso sì: para que podamos charlar, trata de que tu comentario estè relacionado con la entrada. Por favor. Gracias adelantadas!