sábado, 14 de febrero de 2009

Menos mal que me botaste, vale....(ocho historias de botados que salieron adelante)

Este.....sí. En estos tiempos de crisis financiera, escuchar aquello de "estás botado" (you´re fired, en el tonito pedante de Donald Trump) puede ser muy frustrante o deprimente para más de uno.

Pero no siempre tiene que ser tan malo. Mental_floss publicó ayer una lista de ocho personajes, entre celebridades y empresarios exitosos, que pasaron por su cuota de despidos antes de volverse conocidos...y tener unos cuantos reales de más en los bolsillos. Hela acá con sus historias.

1. Jerry Seinfeld: Este comediante tenía, en los inicios de su carrera, un papel en Benson, una sitcom de ABC donde hacía de cartero. Un día apareció en el set para una lectura de guión y no encontró el suyo. Cuando fue a preguntar qué había pasado, un asistente al director le dijo que había sido despedido, pero nadie se había acordado de decírselo al chico. Seinfeld se sintió tan humillado que decidió que nunca más trabajaría en una sitcom hasta que no hubiera una forma de que pudiera estar más involucrado en su proceso creativo, para evitar otra escenita de esas. Y lo consiguió.

2. Michael Bloomberg: El actual alcalde de la ciudad de Nueva York es un tipo cuyo valor actual de patrimonio personal es de poco más de 20 billones de dólares, haciéndolo uno de los tipos más ricos de Norteamérica, y aún tiene posibilidad de un segundo mandato en la Alcaldía.

Pero eso no fue siempre así. En 1981, la firma de inversión Salomon Brothers lo despidió de su cargo luego de una fusión (aunque Bloomberg recibió un cheque de 10 millones de dólares por su capital en la Firma) En lugar de buscar otro cargo en un Banco de Inversión, Bloomberg tomó el dinero y tuvo la en ese momento rara idea de transmitir informacíón bursátil a través de computadoras a firmas de inversión. Esa idea rindió un realero. Market Systems se convirtió después en Bloomberg L. P. y vale, actualmente, unos 20 billones de dólares.

3. Robert Redford: Antes de convertirse en Sundance Kid, tener toda una carrera por delante y convertirse en un gran actor y uno de los más influyentes de su generación....necesitó la ayuda de su padre para conseguir un trabajo en una compañía petrolera, donde hacía pequeños trabajos alrededor de los taladros, hasta que lo descubrieron durmiendo en un tanque de aceite que había sido asignado a limpiar.

La compañia lo puso a prueba y lo envió a una planta de lavado de botellas, donde le asignaron manejar el montacargas. Pero Redford se aburrió tanto que hacía maniobras arriesgadas con el montacargas hasta que todo se vino abajo: Tomó una esquina muy rápido y volteó el montacargas.....repleto de botellas. Hasta ahí duró en ese trabajo. Ya saben qué vino después.

4. Wilco: En los años 2000 al 2001, esta banda de rock de Chicago grabó un disco que era muy distinto a sus previos, llenos de música folk. Este disco, llamado Yankee Hotel Foxtrot, no sonaba como la disquera de la banda, Reprise Records, había esperado, aparte que no tenía un tema que se pudiera usar para promocionar en la radio. La disquera optó por no sacar el disco, y sacaron a la banda de su roster de artistas. Como parte del acuerdo para salir de la disquera, Wilco se llevó la grabación master de ese disco.

Sin una disquera, optaron por ponerlo a sonar en su Web site de gratis. A los críticos les encantó el disco, y Nonesuch Records, subsidiaria de la Warner, compró el disco y le dio salida comercial en el año 2002. El álbum fue líder de muchas listas de mejores discos de ese año de la crítica, y también fue un suceso comercial, vendiendo más de 600 mil copias.

5. Annabelle Gurwitch: La presentadora de Dinner and a Movie en TBS también pasó de las suyas con un despido. En el 2003, estaba en una obra teatral que dirigía su ídolo, Woody Allen. El temperamental director decidió que no le gustaba lo que le estaba viendo hacer y la despidió de muy mala manera. Le lanzo una larga perorata, donde le dijo que lo que hacía era horrible, pésimo, que esperaba que no lo hiciera nunca más....y la remató diciéndole que parecía retrasada.

Esto, dicho por alguien a quien adoras, podría ser demasiado para muchas personas. Para ella fue el trampolín a un nuevo nicho de comedia. Creó un sitio web donde recopilaba historias de los despidos d e otras personas, que más tarde llevó a un libro: "Fired!: Tales of the Canned, Canceled, Downsized, and Dismissed" donde compartía las historias de los terribles despidos de algunos de sus amigos del show Business. Más tarde, en el 2007, el libro se convirtió en la base de un documental sobre el tema, con el mismo nombre.

6. Rainn Wilson: Rainn Wilson es conocido por su papel de Dwight Schrute, que entre otras cosas admira y se dedica a adular a su jefe, Michael Scott, en The Office. Pues bien, en la vida real, el actor no podía hacer eso. En una entrevista que concedió a New York Magazine en el año 2007, Wilson contó que cuando trabajó como organizador de eventos en una fundación para personas discapacitadas, tenía un jefe que literalmente cuando decía a la gente "Salta!" la respuesta que esperaba no era menos que "qué tan alto?" Rainn nunca pudo hacer eso. Por lo que fue despedido.

7. Howard Stern: Difícil de creer, pero este señor fue despedido por ser ofensivo. Mientras trabajaba para la emisora WNBC en AM, hizo un show que se llamaba "Beastiality dial a date" (Citta con la emisora de la bestialidad) que fue eliminado por la reacción negativa del público, por lo que Stern fue despedido. En lugar de suavizar su material, Stern encontró un nuevo hogar en una emisora FM y se mantuvo igual de ácido. Funcionó: el tercio actualmente gana más de 70 millones de dólares anuales por su programa.

8. Bill Belichick: El arquitecto de tres victorias de los New England Patriots en el Super Bowl, tuvo un comienzo fatal para su carrera de entrenador. En 1991 tomó el control de los Cleveland Browns, y como muchos entrenadores antes que él, no podía ganar. En cinco años sacó un récord de 36-44. El dueño del equipo, consideró que 5 años sin ganar eran suficientes y lo despidió. Belichick se convirtió en asistente en el equipo de New England y luego tomó el mismo cargo en los New York Jets. Con ese bagaje estaría mejor preparado para su próximo cargo como entrenador de los Patriots en el año 2000. Con ellos ha obtenido un récord de 102-42 y un abrumador récord de 14- 3 en Playoffs. Nada mal para un tercio al que los Cleveland Browns no querían.

Nota original en inglés de MentalFloss.

Saludos,

Reacciones:

1 comentario :

Me encantaría conocer tu opiniòn. Eso sì: para que podamos charlar, trata de que tu comentario estè relacionado con la entrada. Por favor. Gracias adelantadas!